ajustes de potencia coronavirus

AJUSTES DE POTENCIA EN TIEMPOS DE CORONAVIRUS

En SERNOVEN somos conscientes de las dificultades económicas que están atravesando las empresas como consecuencia de la excepcional situación, viéndose en muchos casos obligadas a cerrar o a reducir drásticamente su actividad. Como medida extraordinaria, según el RD del 31/03/30, las empresas distribuidoras van a permitir realizar más de un cambio de potencia al año, de forma que los consumidores pueden reducir ahora sustancial y temporalmente su potencia, y con ello el coste importante en factura, y subirla de nuevo cuando la situación se normalice para reducir el importe de sus facturas de luz. No obstante, es muy importante valorar también los costes asociados a los cambios de potencia y otros factores que detallamos a continuación antes de tramitar cualquier cambio de potencia en suministros con tarifas 3.0A, 3.1A y 6.X, donde se sitúan la mayoría de las pymes.

Escenario de cierre de actividad por el coronavirus

Si el consumidor necesita reducir su potencia de forma drástica porque en este periodo no va a realizar su actividad, para que la reducción y posterior subida de potencia tenga el menor coste recomendamos hacer lo siguiente:

Mantener la potencia máxima que tiene contratada actualmente en el periodo de potencia más barato (P3 en las tarifas 3.0A y 3.1A y P6 en las taridas 6.1) y reducir el resto de las potencias al mínimo permisible según tablas Distribuidoras en función de los transformadores de medida de intensidad instalados. De esta forma, el coste de la bajada y posterior subida de potencia será el mínimo y no necesitará tramitar boletines de instalación ni certificados adicionales:

Escenario de mantener actividad a pesar del coronavirus– Ajustes de potencia

En caso de que el consumidor mantenga cierta actividad, pero necesite ajustar su potencia a la baja, le recomendamos lo siguiente:

En la medida de lo posible, mantenga la potencia máxima que tiene contratada en el periodo más barato, como en el caso anterior, o en el periodo que lo vaya a necesitar y ajuste las potencias de los otros periodos. De esta forma, al mantener en uno de los periodos la potencia máxima, el coste de bajada y subida de potencia sería igual que en el caso anterior y reduciría el coste mensual de su factura al reducir la potencia en los periodos en los que no la necesite.

Dicho todo lo anterior, puesto que los ajustes de potencia son ejecutados y validados por las Distribuidoras, desde SERNOVEN no podemos garantizar que bajadas de potencia por debajo de los valores mínimos permisibles según tablas Distribuidoras, sean aceptados. No obstante, estamos luchando para todos y cada uno de nuestros CLIENTES dichas bajadas donde el esfuerzo adicional de negociación con la Distribuidora se justifica por el sobrecoste adicional evitado en el término de potencia.

Es importante destacar que el posterior aumento de potencia se tiene que realizar con la suficiente antelación como para que cuando se retome la actividad no se incurra en penalizaciones por exceso de potencia. De lo contrario, el ahorro obtenido durante este tiempo se vería mermado e incluso podrían llegar a tener un sobrecoste adicional.

Por último, queremos destacar también que en SERNOVEN hemos tramitado ya las solicitudes de bajada de potencia para nuestros CLIENTES con la máxima urgencia posible. Estando todos ellos ya activados desde principios de abril.

(Visited 50 times, 1 visits today)